La Ética, como rama de la Filosofía Práctica, tiene por objetivo despertar en el/la alumno/a un pensamiento crítico frente a los valores morales de la sociedad, para que, ante las problemáticas sociales, esté facultado/a para tomar decisiones libres y auténticas, de cara a las personas más vulnerables.